viernes, 10 de enero de 2014

Good day. I need it



Los pensamientos son peligrosos, sí lo son, más de lo que imaginamos. Me he dedicado estar tarde a recorrer las solitarias calles de Munich, acompañado del crepúsculo que es lo que tengo ahora mismo.
El día ha sido invadido con un manto pálido de tristeza. Las golondrinas en la torre mas alta de la iglesia y el musgo en las piedras. Todo y cada cosa tiene su singular leyenda. Algo me dice que la vida es un sueño, una pequeña nube pasajera.
La emoción se me sube a la cabeza. Revélate ante un día malo, está en tu mano. Está en tu mano el respirar.
Ponte unas gafas nuevas, una forma de ver diferente, de eso va a depender todo lo que pase a continuación.

Se consciente de que tus pensamientos crean tu realidad, por lo tanto busca pensamientos que aporten valor, aparta los que no te aportan nada.
Y tú, toma de estos pensamientos lo que creas necesario, conveniente u oportuno, pero hazme caso, se feliz.