lunes, 16 de junio de 2014

Delegar bien




A todo el mundo nos ocurre, en algún momento debemos delegar. Con la pareja, padres a hijos, un jefe/a de equipo con un miembro del equipo, etc... y a veces no se sabe delegar o malentendemos lo que es delegar.
Lo primero es saber o definir que es delegar. Delegar es encomendar la realización de una tarea a una persona bajo la supervisión de la persona que la encarga, a veces se entiende que delegar es que lo haga alguien  y punto o que lo haga y lo haga a mi manera, como yo pienso o como yo creo. Eso no es delegar.

Lo más adecuado es saber si estamos eligiendo a la persona adecuada, a veces le estamos pidiendo a ciertas personas con determinados perfiles unos resultados que no le son propios, pero no porque sean incapaces, sino porque sus dones, talentos o habilidades naturales son otros, entonces necesitamos saber elegir a la persona adecuada y saber además por qué queremos a esa persona y cuales son los resultados que esperamos de ella y además transmitírselos, tenemos que saber comunicar perfectamente que espero de ella y cual es la razón. Esto no se suele hacer, no se suele decir claramente lo que se quiere ni tampoco las razones por las que se elige a esa persona. Cuando decimos por qué te elijo a ti, estamos reforzando de alguna manera positivamente a esa persona.
Delegar es enfocarnos en los resultados y no en el proceso, dejar trabajar.Para delegar hay que hacerlo a través de un dialogo y además una reflexión, delegar no es abandonar a la persona, se trata un poco de acompañar a esa persona para conseguir el resultado, no se trata de dirigirla, sí supervisar.
Otro aspecto importante sería establecer plazos, concretar para cuando se debe hacer, respetando el criterio de la persona que tiene que hacer el trabajo.
"Es que lo quiero urgente", para ayer.
¿Que es lo que hace que eso sea urgente? ¿que pasa si en lugar de ser para mañana es para pasado mañana? Esto es importante sobre todo cuando se trabaja en equipo. Si todo el mundo quiere las cosas para ya y urgentes, sin duda alguna estamos provocando un bloqueo del funcionamiento del equipo.

Y por último destacar la supervisión de los resultados con retroalimentación y además constructiva, analizar los resultados mutuamente, que es lo que mas o menos nos gusta y aprender de lo que hemos hecho.Y por otro lado que mejorar o corregir para alcanzar una mayor excelencia en el proceso de la consecución de objetivos


Saludos