martes, 12 de enero de 2016

Calidad de bueno



La bondad no parece que sea un valor de los que están en alza en nuestros mercados. Ni siquiera en el ámbito de los famosos. La bondad como meta no resulta suficiente. La bondad muchas veces es más bien objeto de sonrisas. Hablar de bondad parece superfluo.
Dentro mi aparente modestia, creo que la bondad es un ideal de altísimo vuelo en el camino humano.
Los medios de comunicación que son siempre creadores de opinión, parece que no encuentran la bondad, porque la bondad no hace ruido, no es noticia, una bomba sí lo es, pero mientras la bomba mata,la bondad construye la vida.
Algunos lo ven como una creencia básica, a través de la cual interpretamos el mundo, damos significado a acontecimientos y sentido a la vida. La bondad no se cuenta ni se verifica, solo se degusta, quién tiene esta capacidad lo puede apreciar y esta capacidad está intercalada entre la razón y el sentimiento.

Saludos.